QUIÉNES SOMOS

Sabemos que cuando un hijo no se encuentra bien, es un momento delicado para los padres, y que lo más importante es ver cómo se mejora rápidamente y vuelve a hacer sus travesuras de siempre.

Nurofen pediátrico acompaña a los padres, proporcionando a sus hijos un alivio eficaz del dolor leve o moderado y la fiebre.

Nuestro medicamento en suspensión oral a base de ibuprofeno proporciona un alivio eficaz del dolor y la fiebre a los niños. De hecho, se ha testado y probado que cuando se trata de la fiebre infantil, el efecto del ibuprofeno puede durar hasta 8 horas.

Estar ahí con los padres y las madres cuando sus hijos no están bien es la esencia de todo lo que hacemos, por eso hemos desarrollado una jeringa antigoteo, diseñada específicamente para poder darle el medicamento a vuestros pequeños sin tener que preocuparse por que se vierta algo.